Si emigraste y te sientes agobiado o con ansiedad,
Quieres hacer terapia con un especialista en duelo migratorio, y no te supone una molestia hacerla online,
por favor reserva una cita.

Ahora, ¿por qué ese emigrante en Instagram parece tener la vida resuelta mientras tú te sientes estancado y piensas en regresarte?

Tenemos que hablar del duelo migratorio y de cómo evitar regresarnos con las tablas en la cabeza.

A ver.

Te cuento una historia rápida.

 

En diciembre de 2017 fue nuestra primera navidad en Madrid.

Carolina y yo solos, con hallacas compradas a 5€ y cagados del frío.

 

Tenía su punto romántico y emocionante por ser la primera vez que nosotros nos encargábamos de todo y por estar recién emigrados. Pero en general había tristeza en la casa.

 

Claro, extrañábamos (extrañamos, todavía) a nuestras familias y amigos.

Todos sabemos que en Venezuela la época de sembrina es la mejor para reunirse y festejar con la mayor cantidad de gente posible.

 

Pero era nochebuena y nosotros estábamos solos.

 

A eso de las 10 de la noche, mientras Carolina terminaba de calentar las hallacas, se me ocurrió poner unas gaitas en yutub para alegrar el ambiente.

 

Error.

 

Ay, ay, ay. 

 

Cuando volví a la cocina Carolina estaba llorando como un ponquecito. Digo, magdalena.

 

Resulta que la muchacha estaba haciendo todo lo posible para no pensar en su familia y no reventar a llorar, pero en lo que escuchó el compai, venga un abrazo… se le abrió el grifo.

 

No tengo pruebas pero tampoco dudas que no somos los únicos que tenemos una historia como esa.

 

Porque emigrar es jodido.

Porque emigrar causa duelo migratorio.

Más allá de los recursos con los que se cuente al momento de dar el paso, hay una parte mental, emocional, sentimental, espiritual… llámala cómo quieras, que algunas personas necesitamos trabajar más que otros.

 

Algunos necesitamos ayuda.

 

Y aunque parezca contradictorio, la enorme cantidad de respuestas y opciones que nos da el internet y las redes sociales, la mayoría de las veces lo que hace es que te sea mucho más difícil encontrar la ayuda más apropiada para ti.

 

Porque todos caemos en lo mismo.

 

Por un lado están cientos de coaches, consejeros, chamanes, expertos y charlatanes varios, con los que cuesta muchísimo separar el vendehúmos del que realmente sabe de lo que habla y puede ayudarte.

 

Y por el otro lado está el psicólogo o terapeuta que quizás te atiende con la mejor de las intenciones, pero tiene toda su vida viviendo en la misma ciudad y no termina de comprender exactamente lo que estás viviendo.

 

Porque nunca ha sentido vergüenza de poner su nombre en el CV y que sepan de inmediato que es extranjero.

 

Porque no se ha sentido nunca incómodo en un sitio solo por su color de piel. O su acento. O su ropa.

 

Porque nunca ha tenido que acostumbrarse a una comida diferente a la que has probado toda tu vida.

 

Hay experiencias que no es posible comprender del todo, por más postgrados o buenas intenciones que se tengan.

 

Por eso existe Salud Mental Online. La red de psicólogos especializados en duelo migratorio.

¿PERO ACASO YO ESTOY LOCA? ¿PARA QUÉ VOY A IR A NINGÚN PSICÓLOGO NADA? A MÍ QUE ME DEJEN TRANQUILA.

Lo sabemos. Esa sería la respuesta de cualquiera de nuestras mamás si le sugerimos cariñosamente que busque ayuda profesional para algún problema que le tenga la vida jodida.

Y, lo queramos o no, estas frases las tenemos todos en la cabeza de alguna u otra manera. Quizás en la parte más trasera de nuestra mente o quizás en el mismísimo lóbulo frontal (es la única parte del cerebro que me sé y suena que está delante, no?).

Pero no tiene por qué ser así.

Te cuento una historia.

Un fin de semana cualquiera, dos personas decidieron salir de su país para ir a vivir a otro lado. Ambas tenían una edad parecida y estudios también muy similares. Quiero decir, eran gente con formación universitaria, un buen dominio de un segundo idioma y cierta experiencia laboral que les daba una visión certera del reto al que se iban a enfrentar.

Ambas eran trabajadores y entusiastas.

Las dos personas se habían preparado minuciosamente para emigrar y así conseguir el estilo de vida que habían soñado crear. Incluso tenían un presupuesto muy parecido. No era demasiado alto, pero para sus planes era más que suficiente.

Sabían que podrían logran establecerse muy bien en su país de destino llegando con presupuestos muy ajustados. Lo habían visto en muchos casos, en mucha gente.

Hace poco, estas dos personas se encontraron en un evento presencial un año después de aquel fin de semana que decidieron salir de su país.

Sus vidas seguían teniendo muchas cosas en común, incluso a nivel laboral. Estaban los dos trabajando y ya tenían contrato indefinido. Y ambos estaban más o menos bien a nivel económico, pero había una diferencia.

Una de ellas ya había conseguido pareja estable y formar parte de un pequeño grupo de amigos. Tenía una vida social bastante activa e incluso varias veces se veía obligada a rechazar invitaciones por querer simplemente quedarse en casa viendo series.

La otra, en cambio, apenas había salido en algunas citas y siempre con malas experiencias, no conseguía llevarse bien con casi nadie de su entorno y se estaba empezando a plantear seriamente tirar la toalla y regresar a su país. Tenía pocas salidas sociales y no las disfrutaba. Levantarse de la cama los fines de semana le costaba una barbaridad. Pasaba horas dando vueltas entre las sábanas hasta que el hambre la obligaba a ponerse en pie.

La diferencia

¿Te has preguntado cuál es la diferencia en la vida de estas dos personas?

No es la inteligencia, ni el talento, ni la dedicación. Tampoco son los medios.

No es que una quiera tener éxito y la otra no. No es que una tenga “buena suerte” y la otra “mala suerte”. Afortunadamente, no tiene nada que ver con eso.

La verdadera diferencia radica en lo que cada persona decide hacer al momento en que empieza a sentir que algo no anda bien. En lo que se comienza a sentir incómodo, ansioso, insatisfecho o triste con regularidad. Radica en hacer terapia de la mano de expertos que realmente le aportan en las diferentes áreas que son afectadas por la emigración… que arrojan luz.

Y es por eso que existe Salud Mental Online. Porque esa es la idea de SMO.

Darte conocimientos, herramientas y perspectivas que puedas utilizar en tu vida en el exterior.

Una terapia diferente

En SMO no tenemos detrás a un influencer famoso y polémico que nos de visibilidad, pero todos somos emigrantes y nuestros recursos están destinados a ayudarte a establecer en tu nuevo país y hacer que te sientas como en casa o lo más parecido posible. Haremos todo lo posible para que te sientas más tranquilo, más involucrado, más sociable, más integrado, más feliz. En definitiva, una persona mejor preparada para afrontar los fascinantes retos del día a día que significa emigrar.

Una terapia que ahorra tiempo y dinero

En SMO puedes reservar una sesión la hora y día que más te convenga. Y no tienes que darnos tu teléfono ni tu cuenta de Skype ni nada. Las sesiones se realizan a través de una plataforma extremadamente simple de usar, que es segura y que no requiere que descargues nada.

Eso sí, no creemos en esa trampita de primera sesión gratis para convencerte de que te quedes con nosotros. La primera cita hay que pagarla y si no te sientes cómodo y no quieres seguir tu terapia con nosotros, no pasa nada. Seguiremos las dos partes con nuestros caminos y tan amigos.

PD: No puedo prometerte que tu vida mejorará drásticamente al instante de comenzar tu terapia con SMO. Pero puedo garantizarte que conocerás a un profesional siempre dedicado, interesante, útil y con una formación de mucho nivel que aportará grandes cosas a tu vida.

Ok te interesa, pero quizás hacer terapia sea demasiado para ti ahora mismo. No hay problema, tenemos otros recursos que pueden ayudarte

SERVICIO 1

Aquí va un texto para explicar en qué consiste este servicio

SERVICIO 2

Aquí va un texto para explicar en qué consiste este servicio

SERVICIO 3

Aquí va un texto para explicar en qué consiste este servicio

Preguntas que creemos serán frecuentes

No, todas nuestras consultas son de forma telemática. No contamos con oficina ni consultorio físico. Todos en sus casitas. O donde prefieran.

No, todas las citas serán a través de la plataforma XXXX. La elegimos porque es 100% segura en todos los sentidos y no requiere que te descargues ninguna app ni que inicies sesión o crees cuenta ni nada de eso.

Las citas individuales son de 30 minutos, con la excepción de la primera cita que será de 45 minutos. Las citas en pareja o familiares también serán de 45 minutos.

En principio te recomendamos que hagas una sola. Luego de hablar con tu terapeuta, ya te recomendará una frecuencia de sesiones o te referirá a otro sitio si así lo considera pertinente.

No. Todos nuestros psicólogos están especializados en duelo migratorio y problemas relacionados. Te garantizamos una atención 100% profesional, capacitada y personalizada con el terapeuta que te corresponda. Obviamente, siempre tendrás al mismo psicólogo de la primera sesión a menos que pidas cambio.

Salud Mental Online es una empresa española y todos nuestros psicólogos están colegiados y registrados en España. Ahora, yo, Manuel, soy venezolano viviendo en Madrid junto con mi esposa, Carolina. También contamos con el apoyo de los doctores Laura y Gabriel, venezolanos viviendo en Curazao. Nuestros psicólogos también son venezolanos.

La salud mental es algo tan delicado e importante que si no te sientes cómodo con nosotros no te vamos a intentan convencer de nada. Te podemos mencionar que somos todos emigrantes como tú; que tenemos una experiencia importante en el campo médico, psicológico y psiquiátrico; y que nuestras guías te dan una muestra real de nuestra metodología, conocimientos y procedimientos.

Dicho esto, repito, la decisión es 100% tuya y no deberías sentirte presionado a acudir a un terapeuta con quien no te sientas cómodo.

Te recomiendo que hagas el tiempo jajaja no, pero en serio, las citas las puedes tener en tu casa u oficina en el horario que tú prefieras. ¿Realmente no tienes 30 minutos a la semana para dedicarte a ti mismo? Solo tú sabes la respuesta.

También es cierto que tenemos a disposición las guías de Laura que te pueden ayudar muchísimo, pero leerlas probablemente te lleve más de media hora y aplicarlas ni te digo.

¿Qué te voy a decir yo? A mí me parecen baratísimas y probablemente subamos el precio más temprano que tarde. Pero, a ver, la pregunta es: ¿cuánto estás dispuesto a invertir en tu felicidad, en tu bienestar? Si 30€ a la semana te parece caro, a lo mejor es que tienes otras prioridades ahora mismo. Y no hay problema con eso, de verdad, cada quién sabe cómo lleva su vida.

Hacer terapia con nosotros te quitará poco tiempo, no mucho dinero y puede ser crucial para tu desarrollo personal. Ahora, todo en la vida es cuestión de prioridades. Tú decides donde inviertes tu tiempo y tu dinero. Faltaría más.

Más allá de que nuestras citas son de forma online o telemática, la verdadera diferencia es que somos el único centro especializado en duelo migratorio. Además, somos todos emigrantes. No es un cliché o frase vacía cuando te digo que te vamos a entender.

Por supuesto, tú puedes reservar la cita para cuando lo consideres conveniente. También te digo que día que no empieces, día de crecimiento personal que te pierdes. Piensa que puedes empezar en un año y estarás igual que ahora, pero habrás perdido un año de vida.

Si quieres decirnos algo, es aquí

Responsable: Sombra Caribe, S.L.
Finalidad: responder a tu consulta.
Legitimación: consentimiento del usuario/a.
Destinatarios: los datos que me facilitas estarán almacenados en los servidores de Active Campaign (mi proveedor de email marketing), ubicado en EEUU. Está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield. Ver política de privacidad de Active Campaign.
Derechos: siempre podrás acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos personales.

Scroll al inicio